¿ Porque un modelo eléctrico de Toyota es un fiasco de ventas ?

Toyota es el fabricante mas grande del mundo, también lidera las ventas en los Estados Unidos, registrando resultados increíbles. Pero tiene modelos que no tienen salida.

El fabricante japonés no ha estado exenta de problemas, debido a la escasez de piezas y los problemas de la cadena de suministro world-wide.

En septiembre, las ventas de la marca en Estados Unidos, aumentaron por primera vez en 13 meses, pero sus 458.493 ventas de vehículos ligeros en el tercer trimestre de 2022 cayeron un 5,4 % en relación con el mismo trimestre de 2021.

Si bien el Camry y el RAV4 continuaron vendiéndose en masa, el mayor perdedor de todos fue el Toyota bZ4X: no se vendió ni un solo ejemplar en septiembre. Sin embargo, esto no tenía nada que ver con la escasez de piezas.

Según las cifras oficiales, Toyota vendió un full neto de cero autos bZ4X en septiembre y solo ha logrado vender 232 unidades este año.

El Toyota bZ4X es el primer automóvil eléctrico en la gama de vehículos eléctricos ‘Beyond Zero’ de Toyota y forma parte de una gama de 30 automóviles que el fabricante de automóviles planea lanzar para 2030.

Ingresó a 2022 enfrentando una dura competencia de Hyundai Ioniq 5 y Kia EV6, pero se vio retrasado por un importante retiro del mercado.

Cuando Toyota lo lanzó al mercado, en uno de nuestros editoriales de puros autos, dijimos que con ese nombre period difícil que ingrese al mercado americano. Claro Toyota es Toyota y sus autos siempre han sido fiables, pero en este caso, un nombre de un modelo, no lo es.

Resulta que el bZ4X podría perder sus ruedas al frenar bruscamente, y la compañía ha estado ofreciendo créditos de $ 5,000 dólares para la compra, cargos adicionales de cortesía o una recompra completa. Así y todo nadie lo quiere.

El retiro del modelo por varios problemas, obligó a Toyota a detener la producción de su primer EV convencional durante tres meses paralizantes, y la producción solo se reinició nuevamente a principios de este mes, después de que Toyota encontrara una solución para el problema de la rueda del bZ4X.

Con el retiro del mercado que comenzó en junio, el bZ4X nunca tuvo la oportunidad de hacer una verdadera mella en las listas de ventas. Un whole de 2.700 vehículos bZ4X se vieron afectados por el retiro, la mayoría de los cuales se vendieron en Europa.

Afortunadamente, la mayoría de los automóviles retirados del mercado aún no se habían entregado a los clientes.

A principios de este mes, Toyota emitió un comunicado diciendo que la cura para las ruedas tambaleantes del bZ4X era bastante easy: simplemente reemplazaría todos los pernos del cubo y se aseguraría de que estuvieran bien apretados.

Durante la pausa en la producción, Toyota también descubrió que algunas de las unidades tenían bolsas de aire mal instaladas.

Todo es realmente desafortunado, ya que el bZ4X parece un competidor serio en el creciente mercado de SUV EV. Quizás con otro nombre lo seria.

Este EV japonés está propulsado por un solo motor eléctrico que impulsa las ruedas delanteras en apariencia básica. Desarrolla 201 caballos de fuerza y 196 libras pies de torque y ofrece una autonomía de 252 millas.

El bZ4X tiene un precio de $ 42,000 dólares, lo que cut down el Tesla Product 3 por un margen justo.

En unos estudios que una consultora hizo allá por los 80’s, concluyo que el nombre del automobile y la fonética como se pronuncia, tiene algo de relevancia en el mercado Estadounidense.

Cuando Toyota lanzo el Camry fue une éxito whole. la gente lo compraba sin haberlo visto antes de llegar al concesionario. Su suave nombre y dulce pronunciación atraía de por si a los compradores.

Con suerte, este comienzo tambaleante de la vida del bZ4X no dañará su reputación y finalmente podrá comenzar a acumular las cifras de ventas de vehículos eléctricos que Toyota necesita con urgencia. Pero a ver si escuchan y cambian su nombre.

Leave a Reply